Prestamos Personales

¿Cómo Conseguir Préstamos Personales?
Los préstamos personales son utilizados con varias finalidades tales como afrontar emergencias familiares, comprar muebles para el hogar o consolidar otras deudas.

Generalmente, estos préstamos son de corto plazo. La mayoría de los préstamos personales se otorga por montos que van desde $100 a $5,000 y por los cuales el prestatario paga cuotas iguales a intervalos regulares sobre un determinado número de semanas, meses o años.

¿ES ADECUADO PARA MI UN PRÉSTAMO PERSONAL?

Cuando decida obtener un préstamo personal, considere los beneficios y responsabilidades.

1. Establece una obligación sobre sus ingresos futuros. Se le requerirá separar un determinado monto de sus futuros ingresos para asignarlo a los pagos del préstamo.

2. Requiere disciplina. Tomar un préstamo atinadamente significa no hacerlo por un monto superior al que está a su alcance. No deje que la ansiedad de hacer una compra o contar con una suma de dinero en efectivo lo obliguen por un monto mayor al que puede afrontar.

3. Afrontar gastos inesperados. La posibilidad de tomar un préstamo y pagarlo en cuotas a su alcance puede resultar de utilidad en caso que se presente una emergencia que requiera dinero extra.

4. Le permite a usted obtener productos y servicios ahora y pagar por los mismo más tarde. Un préstamo puede proporcionarle una oportunidad de comprar artículos de mayor precio y utilizarlos inmediatamente.

Conseguir un Préstamo Personal
Ultimamente es mucho más difícil obtener crédito al consumo que anteriomente, en un pasado cercano conseguir financiación no representaba un problema,.

Ideas para conseguir un préstamo personal:
Si anteriormente ya habías solicitado un crédito personal con alguna entidad financiera y has podido devolver el préstamo sin ninguna incidencia, es muy probable que la misma entidad te vuelva a proporcionar financiación sin excesivos problemas.

También están los créditos rápidos, tan criticados por las asociacion de consumidores, que permiten obtener dinero en poco tiempo y con menos papeleo del que necesitaría un banco o caja. Eso si, los tipos de interés rondarían o superarían el +20%. Dinero fácil pero muy caro.

Existen otras manera de financiarse como las tarjetas de crédito, etc. Pero quería comentar un tipo de préstamo personal que está en claro crecimiento, más conocido como empeño. Se sabe que en tiempos de crisis económicas, las materias primas (oro, plata, joyas, etc) mantienen e incluso aumentan su valor.

Otra formula, cada vez más de moda, es recargar, refinanciar o ampliar la hipoteca para disponer de efectivo a un “menor precio”, debido que el tipo de interés hipotecario es menor que el de los préstamos al consumo y mucho menor que el de los créditos rápidos. Hace poco hablamos de ello en “Préstamos con garantía hipotecaria ganan terreno a créditos al consumo“.