Ahora que se debate la ley de migración, los opositores mencionan que esto solo traerá perjuicio y un gran déficit a la economía por los altos costos de legalizar a los cerca de once millones de indocumentados que viven ahora.

Uno de los principales beneficios de la ley seria la mayor recaudación de impuestos ya que al legalizar a todos los inmigrantes adquieren deberes y obligaciones y una de las principales obligaciones es el pago de impuestos. Además la salida de divisas hacia los diferentes países también bajaría ya que al tener todo en orden, los inmigrantes fijarían su permanencia para llevar a sus familias.

Los inmigrantes pueden crear puestos de trabajo a los mismos inmigrantes lo cual sería una ayuda muy grande luego de la recesión del 2008. Donde se tiene pronosticado que los inmigrantes empiezan sus empresas se consideran de proyección alta los próximos años debido a la población joven que existe ahora.

Hay que debatir la ley y analizar todos los factores que puedan ayudar o afectar y llegar a un acuerdo donde el más beneficiado sea los Estados Unidos.