Bolivia y España lograron consolidar un acuerdo de carácter migratorio que posibilitará que muchos conciudadanos regularicen su permanencia en ese país, para evitar su deportación, informó el presidente de la República, Evo Morales

Precisamente el tema principal a debatir en la Cumbre, fue el referido a la migración, donde el Mandatario boliviano aprovechó para exponer la crítica situación en la que se encuentran cientos de connacionales.

Explicó que uno de los logros de su participación fue posibilitar que más de 70 mil ciudadanos bolivianos puedan regularizar su permanencia en España evitando su deportación.

A tiempo de realizar una evaluación de los alcances de su participación en la Décima Sexta Cumbre Iberoamericana, realizada en Uruguay, el Jefe de Estado ponderó el respaldo que recibió del presidente de España, José Luis Rodríguez Zapatero, a los procesos de cambio que impulsa su administración gubernamental.

Ese apoyo se expresa con la conformación de una comisión especial integrada por ambos países (Bolivia y España), con el propósito de analizar la situación de los emigrantes a partir de un trabajo que deberá realizar la Cancillería boliviana